5 octubre, 2022

La Historia de un País

Por. Edinson Charris Carrillo.

En el siglo XVIII se produjo un importante movimiento intelectual en Europa, el cual dio lugar a grandes cambios en la manera de pensar, en las ciencias, en las costumbres diferentes etc. Es decir, las personas de la época comenzaron a ver el mundo de manera diferente, y estos cambios, aunque se iniciaron en Europa, también llegaron a América; sobre todo en las colonias americanas,  aún más en las reformas económicas, entre las cuales se incluyeron numerosos impuestos que causaron gran malestar en la población.

Se produjo el primer levantamiento revolucionario importante que se dio en la Nueva Granada,después  del descubrimiento como fue la Ilustración: Revolución de las ideas, llamado también Siglo de las luces o siglo de la razón.

A causa del ambiente crítico y racionalista se produjeron dos hechos que influyeron de manera definitiva la organización política de la época: la independencia de los Estados Unidos y la Revolución Francesa, con la declaración de los derechos  del hombre y del ciudadano.

Esta nueva forma de pensar produjo levantamientos en nuestro territorio Neogranadino, el movimiento comuneros, la publicación de los derechos del hombre en Colombia, que no se llamaba así, sino Nueva Granada, no había elecciones; los gobernantes eran nombrados por el Rey de España. Lo mismo que los funcionarios de alto rango, la diferencia entre españoles peninsulares y los criollos, era muy marcada, la elevada carga de impuestos, generó un ambiente negativo de parte de los granadinos contra la autoridad virreinal; además, no podían expresar sus pensamientos políticos libremente. Por su parte, los españoles se hallaban ocupados luchando por su propia independencia ante la invasión de las tropas francesas.

Todas estas circunstancias fueron determinantes en los acontecimientos que se produjeron en Santa Fe de Bogotá el 20 de julio de 1810, conformando una junta de gobierno, donde las actividades virreinales comparten el poder con los criollos; se firmó el acta de la revolución, en la que se declaraba fidelidad a Fernando VII, Rey de España.

About Post Author

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.